Un estudio indica que el chocolate crea estímulos cerebrales distintos según el género

Por Redacción 28 de junio de 2006

Un estudio elaborado por científicos holandeses a determinado que hay diferencias importantes en los estímulos que reciben los hombres y las mujeres cuando se les presenta una misma caja de bombones de chocolate. O lo que es lo mismo, el chocolate activa distintas áreas cerebrales según se sea hombre o mujer.

En concreto, según el estudio, un hombre experimenta una activación del sentido del gusto en el estriado ventral del cerebro, la ínsula y las zonas orbifrontal y media de la corteza. Para una mujer, en cambio, la misma caja de bombones suscita la activación del giro precentral, temporal superior y putamen, al tiempo que el sentido del gusto le disminuye progresivamente en el hipotálamo y la amígdala.

Los expertos de la Universidad de Utrecht, dirigidos por Paul Smeets, han destacado que también influyen otros factores de carácter ambiental, como la cantidad de producto presentado (una bandeja medio vacía desencadena mayor apetito que otra llena a rebosar) o el estado socioeconómico del consumidor.

Sin embargo, Smeets sostiene que los alimentos más energéticos, como el chocolate, tienen la propiedad de ser siempre más apetecibles al organismo. Otro rasgo estudiado hace referencia a que los atracones consiguen frenar la sensación de apetito por más que la cantidad ingerida no llene aún el estómago. En otras palabras, que el cuarto o el quinto bombón arrancados de la bandeja nunca resultarán tan apetecibles como el primero.

Smeets se sirvió en su estudio de 12 hombres y 12 mujeres para medir el efecto del binomio apetito-saciedad a la hora de consumir tabletas de chocolate. Descubrió que el apetito de los hombres dura más que el de las mujeres; pero matiza que no obstante, "ambos géneros, pese a ver regulado su apetito por áreas diferentes del cerebro, acabaron consumiendo cantidades de chocolate muy similares".